Cuando alguien pregunta para qué sirve la filosofía, la respuesta debe ser agresiva, ya que la pregunta se tiene por irónica y mordaz. La filosofía no sirve ni al Estado ni a la Iglesia, que tienen otras preocupaciones. No sirve a ningún poder establecido. La filosofía sirve para entristecer. Una filosofía que no entristece o no contraría a nadie no es una filosofía. Sirve para detestar la estupidez, hace de ésta una cosa vergonzosa.

Gilles Deleuze,
Nietzsche y la filosofía

sábado, 24 de abril de 2010

Dejarse de tonterías es una estupidez - o confundir el No-Yo con su Yo-yo.


Señoras y Señores,
quien se arriesgue a hablar sobre la estupidez corre hoy el peligro de llegar a sufrir perjuicios de modos diversos; pues puede ser interpretado como una arrogancia por su parte e incluso como un estorbo para el desarrollo de su época. Yo mismo escribí hace ya varios años: “Si la estupidez no se pareciera tanto al progreso, el talento, la esperanza o la mejora, nadie querría ser estúpido”. Esto fue en 1931 ¡y nadie se atreverá a poner en duda que el mundo ha asistido también desde entonces a progresos y mejoras! De ahí que se vaya haciendo inaplazable preguntar: ¿qué es propiamente la estupidez? [...]
Todos nosotros somos ocasionalmente estúpidos; también tenemos que actuar ocasionalmente de modo ciego o semiciego, de lo contrario el mundo no se movería; y si de los peligros de la estupidez se quisiera deducir la regla: “Abstente de juzgar y decidir en todo lo que no comprendas suficientemente”, nos quedaríamos del todo rígidos. Pero esta situación, de la que hoy tanto se habla, se parece a una que, en el ámbito del intelecto, nos es familiar desde hace tiempo. Pues, como nuestro conocimiento y nuestra capacidad son incompletos, en el fondo nos vemos obligados a emitir juicios a la ligera en todas las ciencias, si bien nos esforzamos y hemos aprendido a mantener este error dentro de unos límites conocidos y a corregirlo cuando hay ocasión, de modo que nuestra actividad recupera la corrección. En realidad, nada impide aplicar este modo de juzgar y actuar, exacto y orgulloso a la vez que humilde, también a otros campos; y creo que el principio: “actúa tan bien como puedas y tan mal como debas y sé siempre consciente de los márgenes de error de tu acción”, supondría ya haber avanzado un buen trecho hacia una prometedora forma de vida.

Robert Musil (1880-1942), Sobre la estupidez (Conferencia impartida en Viena el día 11 y repetida el día 17 de marzo de 1937 por invitación de la Federación Austríaca del Trabajo)

14 comentarios:

Santi dijo...

Si ya lo dicen: de los errores se aprende.

Con los fallos uno va mejorando y también mejora el mundo. Tal vez el texto lo que nos quiere decir es que en el fondo la estupidez no es tan mala y que gracias a ella hemos llegado hasta el día de hoy y hemos mejorado nuestra calidad de vida. Eso es lo que quiere decir cuando dice lo de abstenerse a juzgar y de decicir en todo lo que no comprendamos suficientemente (no demuestres tu ignorancia), que si hicieramos eso no nos equivocaríamos y por lo tanto todo iría bien.

Como ya ha dicho el autor, si aplicásemos la última oración en negrita iríamos (lo más seguro) hacia una vida mejor, porque lo que quiere decir esa oración en pocas palabras es: busca lo mejor para ti, pero teniendo en cuenta a los demás, es decir, escogiendo la elección racional, pero llevando cuidado que esta elección no sea egoísta.

¡¡Un saludo!!

Carlos Ferrer Mratínez dijo...

Santi, estoy totalmente de acuerdo contigo cuando dices que el significado de este texto es que las personas evolucionamos a base de aprender de nuestros errores y corregirlos.
Esto me recuerda a una gran frase que oí cierto día a un gran sabio amigo mio, esta frase resume y apoya lo que narra este texto, y esa frase dice así:
"El profesional no es más que aquel que a cometido todos los fallos posibles en su campo"

Reflexionar sobre ello..Ahí lo dejo..

Cristina Bernal dijo...

“Si la estupidez no se pareciera tanto al progreso, el talento, la esperanza o la mejora, nadie querría ser estúpido”
ser estúpido implica haber cometido estupideces, pero quién no las ha cometido? quién no ha hecho algo y luego se ha arrepentido porque se ha dado cuenta de que era una estúpidez? pero esa persona probablemente no vuelva a cometer una misma estupidez que ya haya cometido anteriormente, ya que gracias a los estúpidos uno se da cuenta de las cosas estúpidas, y eso ayuda a progresar, y a madurar.
“Abstente de juzgar y decidir en todo lo que no comprendas suficientemente”, esa frase es muy sabia, ya que si hay algo que no entiendas lo suficientemente bien, no comentes, ya que seguramente digas estupideces. uno solo puede argumentar (dar razones a favor y en contra) sobre un tema en el que conozca todos los factores y en el que esté 100% seguro de lo que se habla.

Santi me ha gustado tu frase de "No demuestres tu ignorancia" ya que todos somos ignorantes en ciertos temas, pero nadie tiene por qué saberlo verdad? muy buena.


Y Carlos "El profesional no es más que aquel que a cometido todos los fallos posibles en su campo" que razón tienes... quien no se equivoca no puede llegar a ser perfecto. la perfección implica haber sufrido imperfecciones para llegar a ser casi perfecto... ya que yo pienso que NADA ES PERFECTO.

David dijo...

Bienvenido Carlos, interesante apreciación, pero mejor escrito sería: "El profesional no es más que aquél que ha cometido todos los fallos posibles en su campo". (Hay que cuidar la ortografía en la medida de lo posible, sobre todo más la H del verbo haber que la tílde del pronombre demostrativo Aquel) - y, por mucho que digan por ahí, nadie es inmune a errores ortográficos, el caso es no cometer los más graves.

Oscar Gómez dijo...

Para empezar pondré una frase que dijo un conocido mio: "He descubierto un millón de formas de como no hacer una bombilla...y una sola de como hacerla" (Tomas Edison).

Como dice el texto gracias a lo errores existe el progreso. Todas las personas hemos cometido muchos errores y gracias a eso hemos podido evitarlos en otras ocasiones.

“actúa tan bien como puedas y tan mal como debas y sé siempre consciente de los márgenes de error de tu acción”. Siempre tienes que saber hasta donde se puede llegar, hasta que margen, y como dice el texto, si lo sabes creo que podrás llevar una vida bastante buena.

Un saludo.

Raul dijo...

Hola a todos:
Al leer el comentario de David de las faltas ortográficas me ha venido a la mente un ejemplo que creo que está basado en lo que el texto pretende explicar; los dictados de toda la vida en clase de castellano, estos están hechos para que fallemos y nos percatemos de nuestras faltas y de esta manera en el siguiente no las repitamos.

Cristina, tú dices que "Abstente de juzgar y decidir en todo lo que no comprendas suficientemente" es un regla sabia, y yo coincido contigo en que por supuesto es sabia, pero no estoy de acuerdo contigo cuando dices que si no sabemos de algún tema no hablemos de él ya que podemos caer en la estupidez. Pero ahora te pongo este ejemplo: Dos de los científicos más respetados del mundo se citan, ambos se encuentran con la misma cuestión sin resolver, una incógnita sin solución conocida, por poner un ejemplo de física cuántica, entonces, según tu, ninguno debería hablar del tema ya que lo desconocen, por supuesto, no dirían idioteces pero probablemente sin esas estupideces no lleguen a obtener ideas "sabias" como la resolución al problema.

Es solo una opinión y probablemente hablar de temas que no se conocen en ocasiones no genere conclusiones sabias pero pienso que no tiene porque ocurrir siempre.

David dijo...

Bienvenidos Oscar y Raúl, alguien sabe qué quiere decir Musil con la expresión: "tan mal como debas" y algún otro se ha percatado de la sutil diferencia entre las palabras: "tontería" y "estupidez".

Carlos Prieto Bravo dijo...

Se podría decir que la tontería es una consecuencia de la estupidez. La estupidez es una acción racional. El texto dice que todos, inconscientemente, somos estúpidos, y en cierto modo tiene razón porque hay veces que, por no querer parecer estúpidos cuando se habla sobre un tema concreto del que tú a lo mejor no entiendes mucho, te quedas callado para no aparentar lo que en realidad eres. Desde mi punto de vista, el más estúpido es el que se queda callado sin hablar u opinar. También el texto nos dice que el estúpido es el que se equivoca, yo personalmente también estoy de acuerdo con lo que dice Santi: “de los errores se aprende”, y en la mayoría de los casos son esos errores los que nos llevan hacia el progreso. Por otro lado la tontería, principalmente es un acto irracional que se produce por una falta de inteligencia, fundamento o lógica.

En cuanto al comentario de Musil, (“actúa tan mal como debas”) a mí me parece que uno debe mantener su posición o criterio mientras pueda, hasta que él mismo se de cuenta de que su posición no es correcta y en consecuencia, debe retractarse sutilmente hasta la posición que crea correcta, de esta forma, se evidencia el orgullo de la persona al defender su posición.

David dijo...

Muy bien Carlos, pero la tontería aquí está vista como más "positiva" que la estupidez, ese es el sentido de la frase: "dejarse de tonterías es una estupidez", ya, ya sé que es hilar demasiado fino, pero lo que quiere decir es... que algún compañero se arriesgue a decir alguna tontería, que no estupidez.

Alumnas 1º BAT A dijo...

Respecto a algunos comentarios que hemos leido sobre este texto, nos gustaría aclarar unos conceptos que creemos que se estan confundiendo. El concepto de estupidez implica ser necio o falta de inteligencia y el concepto de error, implica una acción desacertada o equivocada, por tanto, los seres humanos no cometemos estupideces sino cometemos errores, Pero claro, si tenemos en cuenta que hay una gran cantidad de humanos que son demasiado necios, en este caso, se estaría cometiendo una estupidez y no un error, Simplemente queríamos aclarar esto,

P.D: Elena Albert,Yrene Antolinos, Lucía Olaya y Sandra Yáñez. 1º BAT A

FRAN A. dijo...

Hola! estoy de acuerdo con el comentario de las alumnas de 1ºbat A. Está claro que estúpido y error no son sinónimos, pero un error puede ser estúpido. Quiero decir que hay errores normales y otros que son estúpidos. También coincido con el texto en que no hablemos de lo que no sabemos porque la tontería que digas casi siempre recae sobre ti. Puedes quedar como un garrulo y/o tener otras consecuencias como las típicas querellas a los tertulianos. Para evitarlo la única forma es estar bien informado.
En conclusión, las cosas bien hechas no fallan nunca.
PD: espero no haber parecido pesado y/o oportunista.

Antonio Ruiz dijo...

Buenas a todos!

En primer lugar, estoy de acuerdo con el primer comentario, el de Santi, sobretodo con su primer párrafo, debido a que los aciertos vienen dados de fallos anteriores generalmente, con la famosa y muy popular frase <>.

Tambien creo que, está claro que todo el mundo ocasionalmente es estúpido, pero eso no quiere decir lo que popularmente se cree que significa estúpido, sino algo que no es malo, sino normal y natural.

A la conclusión que llego al leer este texto es que la estupidez del hombre con sus respectivos fallos, han hecho encontrar solución ha los diferentes problemas que se han dado a lo largo de la historia y con errores acercando a la gente a saber su solución y a saber lo que no se debe hacer.

Un saludo.

Antonio Ruiz dijo...

Lo que iba despues de popular frases entre <> era de los errores se aprendre.

Daniel Sabater dijo...

Hola, al primer comentario de Santi, creo, que los errores no siempre conllevan a aprender, siempre caemos dos veces sobre la misma piedra, pero sí es cierto, que podemos llegar a aprender a base de fallar repetidas veces. Por ejemplo, en distintos problemas de física puedes tener el mismo fallo en varias ocasiones, fallar una vez no hará qe lo resuelvas bien la siguiente. Pero cuando ya has realizado seis problemas fallando lo mismo, eres capaz de aprender gracias a la experiencia.

También recuerdo que en el texto de la segunda evaluación, "Palomar" de Italo Calvino, decía que no se puede transmitir las experiencias a las generaciones futuras, hecho que nos retrasa y nos impide una verdadera continuidad entre las personas y nos incita a volver a fallar en las mismas cosas que nuestros antepasados.

En cuanto a las faltas de ortografía, como bien ha dicho Santi "no demuestres tu ignorancia", pienso y creo que todo el mundo (que no sea muy lúcido en el lenguaje) tiende a escribir las palabras que él o ella conocen, y si no están seguros de su certeza, utilizan otro sinónimo (yo lo acabo de hacer con "certeza") para evitar la equivocación y no mostrar su ignorancia, pero éstos fallos son capaces de exhibirse en los dictados.

Perdón por evadirme un poco del tema que estaban tratando mis compañeras de 1º, de Fran y de Antonio, pero quiría comentar ésto.

Un saludo.

Publicar un comentario